viernes, 10 de enero de 2014

Entrevista a Izquierda Hispánica para la web Comunidad Socialista de Prensa de Venezuela


Publicada en Izquierda Hispánica el 8 de noviembre de 2012:





El pasado día 8 de octubre de 2012 los compañeros de la web CPS (Comunidad Socialista de Prensa) en Venezuela, una web que pretende aglutinar personas en toda Iberoamérica que, desde ópticas diversas pero críticas con el imperialismo depredador angloeuropeo, ejercen una labor de comunicación y reflexión de la realidad política y periodística. Era obvio, pues, que Izquierda Hispánica colaborase con el CPS en su misión, pues la finalidad del CPS es romper el cerco mediático angloeuropeo que sobre las revoluciones políticas democráticas suramericanas tratan de imponer para evitar que el resto del Mundo sepa qué cosas realmente ocurren en naciones políticas como Venezuela.
Conducida por Leonardo Luis Orozco, la entrevista se realizó a altas horas de la noche española (hay una diferencia horaria de hasta seis horas entre Venezuela y España). Fuimos entrevistados Bettina García y un servidor en una amena charla que dejó de ser entrevista propiamente dicha y se convirtió en coloquio y contraste de pareceres más que interesante. Estuvimos encantados de colaborar con nuestros compañeros del CPS.
A destacar varias ideas:
a) El proceso político venezolano, durante los pasados comicios ya, se ha visto consolidado. El régimen bolivariano y socialista ha alcanzado una solidez envidiable por naciones de su entorno, pues tanto gobierno como oposición, tanto el bloque socialista bolivariano como el bloque escuálido liberal (o socialdemócrata, ya no se dice de “derechas” sino de “izquierda”), actuaron de manera ejemplar, pacífica, sin acontecimientos reseñables que empañaran lasjornadas democráticas procedimentales a niveles dignos de titulares en informativos de todo pelaje. La Revolución Bolivariana avanza y sigue liderando los procesos políticos socialistas de la Plataforma Hispánica.
b) La presidencia de Hugo Chávez en Venezuela y el proyecto bolivariano socialista que él encabeza van ya para veinte años de vida. Eso significa que existe ya toda una generación de jóvenes venezolanos educados en el socialismo bolivariano, lo que supone un punto de inflexión esencial en la Historia de Venezuela.
c) España está muy lejos de esa solidez revolucionaria. La acción de diversos grupos izquierdistas, tanto socialdemócratas emic (PSOE, UGT) como etic (Izquierda Unida, Comisiones Obreras), su progresiva degeneración política y los dramas nacionales de tensión territorial (Cataluña, Vascongadas), más el posible afianzamiento del PP en el poder, todo ello unido a la crisis económica, sitúan a España no ya a la periferia de los procesos revolucionariossocialistas de naciones hermanas como Venezuela, sino también en la periferia del núcleo geoeconómico-político donde la crisis ha tenido más impacto: Europa y Estados Unidos, el mundo occidental hasta ahora “desarrollado”. No nos engañemos, Europa y Estados Unidos seguirán siendo muy desarrollados tras la crisis, pero la importancia que progresivamente están alcanzando naciones como China, India, Brasil o Rusia (el BRIC), y otras naciones como Venezuela, hacen cambiar las coordenadas geoestratéticas y geopolíticas mundiales tradicionales que han vivido las generaciones educadas bajo los parámetros ideológicos post-Segunda Guerra Mundial.
d) Venezuela es la única nación política que defiende la unidad de toda América en el socialismo frente al imperialismo estadounidense y de la Unión Europea. Su capacidad de liderazgo de este proceso, más allá de la solidez de su proceso político (cosa que en IH aplaudimos y envidiamos para España), está también determinada por la dialéctica de clases y de Estados, es decir, por la capacidad que frente a naciones más grandes, con más recursos energéticos y máspoblación (Brasil, México, los propios Estados Unidos), pueda ejercer. Ello sin óbice para posibles futuras alianzas con esas naciones en la construcción de la Patria Grande.
e) La única salida digna que le queda a España es la revolución, pacífica nominal o pacífica en curso, la salida de la Unión Europea y el acercamiento a los procesos de unificación iberoamericanos, incluso si estos no tienen un cariz socialista. Debido a la deuda enorme que acarrea España y a nuestra debilidad, esa ruptura con la Unión Europea, a corto plazo, no es viable para España. Pero a medio y largo plazo, la salida del euro y del IV Reich franco-alemán, habrá de ser considerado por todos los españoles como la única salida viable para la nación española. Esto IH lo lleva diciendo desde su nacimiento allá en el 2010, y antes como blog desde 2007. Y otros, como Gustavo Bueno, incluso desde la década de 1970. Por ello, iniciativas como la de la Comunidad de Prensa Socialista de Venezuela, entendemos que van en el camino adecuado para esa salida digna y revolucionaria para España, pero también para el resto de Iberoamérica.